Medina Cantalejo anuncia cambios en el arbitraje: sin "penaltitos" ni "manos grises" y hasta 15 minutos de descuento

img

El presidente del Comité Técnico de Árbitros (CTA) de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Medina Cantalejo, presentó este martes las principales novedades respecto al arbitraje en España para la temporada próxima, y destacó el "extraordinario trabajo" realizado para evitar "penaltitos" y "manos grises". "En las manos la norma no ha cambiado, sigue quedando a criterio e interpretación del árbitro, pero en una acción gris, un contacto con la mano sin consecuencias ni incidencia real en el juego, la instrucción es que no se sancione" expuso el presidente del CTA. "Intentaremos por todos los medios que se reduzca el número de penaltis por esas "manos "grises" que provocan desaliento y no convencen a nadie" explicó el exárbitro. EN DIRECTO | Rueda de prensa del Comité Técnico de Árbitros (@CTA_RFEF). Presentación de la temporada 2022/2023. Ciudad del Fútbol de las Rozas. https://t.co/lPnz01PGAc — RFEF (@rfef) August 9, 2022 Cantalejo estuvo acompañado por Alberto Undiano Mallenco y Carlos Clos Gómez, director del "Proyecto VAR", que explicó el criterio para la pena máxima: "Los penaltis tienen que tener sustancia, ser derribos claros y evidentes, no hay que pitar cualquier cosa". "No queremos que los jugadores que simulan o exageran obtengan ningún rédito" añadió Clos Gómez, aunque aclaró que "el VAR va a llamar o recomendar revisión aunque haya contacto si el contacto puede no ser suficiente para señalar penalti". Mientras, Cantalejo insistió en restar importancia a esos "contactos leves" o "penaltitos": "En el futbol hay y tiene que haber contacto". Por otra parte, la norma del fuero de juego no varía, aunque sí ha cambiado la interpretación del llamado "juego deliberado", a la hora de establecer qué jugada está habilitada o no, en función de si el defensor juega el balón de forma "controlada" o "forzada". Además, Clos Gómez adelantó que "este año, el 80% de los partidos de LaLiga Santander y LaLiga SmartBank van a ser realizados por asistentes de vídeo específicos, dedicados exclusivamente a ello" para fomentar una mayor "uniformidad" y "rapidez" en la toma de decisiones. Otro de los "objetivos de los árbitros", como los denominó Cantalejo, será "la protección de los jugadores", ya que "son el bien más preciado de un equipo". "Hay que diferenciar bien entre simples faltas, amarillas y expulsiones, una de las asignaturas pendientes, ya que el año pasado se nos escaparon acciones muy duras, incluso con lesión de jugador" admitió el máximo dirigente de los árbitros. Asimismo, Cantalejo también advirtió sobre las pérdidas de tiempo: "Queremos ampliar el tiempo efectivo de juego, aunque lo hemos aumentado ya 32 minutos, por lo que hemos pedido a los árbitros que hablen menos en cada jugada con los jugadores". "Esta temporada podremos llegar hasta los 15 minutos de tiempo añadido", continuó el presidente del CTA. Por su lado, Undiano Mallenco pidió a entrenadores, jugadores y cuerpos técnicos "un buen comportamiento" dentro del campo: "Entendemos la tensión y los nervios del partido, e intentamos ser lo más empáticos que podemos, pero hay situaciones que son inadmisibles". "El árbitro debe trabajar tranquilo" apostilló Mallenco, mientras Cantalejo aprovechó para anunciar "un protocolo de juego limpio" orientado al lanzamiento de objetos al campo y otros conflictos. "Vamos a intentar clarificar las cosas, hacerlo todo más fácil, pero teniendo claro que va a haber polémica todos los lunes" resumió Cantalejo, "porque eso forma parte de la idiosincrasia del fútbol y el día que se acabe acabará el fútbol". Más allá de las novedades en el arbitraje, Medina Cantalejo tuvo también un momento para pedir "un mínimo respeto institucional" para el estamento arbitral tras "un año complicado después de la pandemia, con muchos ataques a la casa". Así, el coordinador de los árbitros españoles salió en defensa de Luis Rubiales, presidente de la RFEF: "No se puede trabajar cuando la figura del presidente de la RFEF está continuamente en liza, por cuestiones deportivas y personales y nosotros hemos intentado por todos los medios hacer un buen trabajo también por él". "Nos facilita el trabajo, no se mete en nuestras tareas, y nos deja trabajar con libertad" terminó de argumentar Cantalejo, que zanjó el asunto afirmando taxativamente que "los árbitros españoles están con su presidente". Luis Medina Cantalejo, presidente del CTA, junto a los otros dirigentes (Foto: RFEF).

×