Canales se retiró cojeando por una entrada terrible al tobillo

img

A expensas del último encuentro, la gira por Sudamérica no está ofreciendo demasiadas cosas positivas al Real Betis. Si la imagen ante River Plate fue cuando menos reprochable, lo ofrecido ante Colo-Colo no dista mucho de lo visto el pasado domingo. Una serie de resultados que de poco importan en realidad, aunque sí que evidencian las carencias de la llamada unidad B, en un equipo que sufre mucho cuando pierde a los primeros espadas. De los pocos títularísimos que iniciaron el duelo estaban Fekir, Álex Moreno o Sergio Canales, aunque este último se tuvo que retirar por lesión. Cuando el duelo superaba los 40 minutos de la primera mitad, el cántabro sufría una fortísima entrada sobre su tobillo izquierdo. Un golpe algo fortuito, aunque la plantilla del Betis venía advirtiendo toda el primer tiempo al colegiado de la dureza que empleaban los jugadores de Colo-Colo. El colegiado, aun pudiendo corregir ese exceso de revoluciones, no cortaba la sangría de faltas y la citada pudo generar un mal mayor para los de Manuel Pellegrini. Sergio Canales cayó al piso nada más sufrir ese golpe en el tobillo izquierdo y nada más pudo levantarse se marchó directamente a vestuarios. Lo hizo con gestos claros de cojera, pidiendo el cambio con un enfado más que latente. Una actitud, la de los jugadores de Colo-Colo, que no gustó al plantel verdiblanco, al correr riesgos innecesarios que podían provocar lesiones. La falta que sufrió Canales ante Colo-Colo.

×